DEL LIMBO A BABIA

 

Myspace layouts   Myspace layouts

Parece que la Iglesia Católica está revisando sus dogmas. Recientemente, ha decidido que el limbo no existe. Y yo me pregunto: ¿Ahora, donde están esos "ene-llones" de almas cándidas que estaban en el limbo, sin poder ver a Dios?

El limbo nunca ha sido planteado como asunto doctrinal de la Iglesia, y menos como dogma. Se ha tratado siempre como una discusión teológica.

Es verdad que ya en los siglos IV y V, hubo concilios como el de Cartago, que negaban a los niños no bautizados el derecho de ver a Dios, por lo que era una obligación cristiana bautizarlos cuanto antes. Así lo entendía también San Agustín (de esta misma época). Pero no todos pensaban así: Santo Tomás de Aquino, 1225-1274 (gran teólogo, por cierto: más que San Agustín), mantenía que la bondad de los niños era innata, (me parece que él dice "beatitud"), incluso sin el bautismo, y no podían asumir una pena tan grande como la de no ver a Dios eternamente, por la falta del bautismo formal…

Se cuenta que el asunto del limbo fue considerado del "máximo interés" por Juan Pablo II a causa de un experiencia personal que tuvo en su infancia. Cuando Karol Wojtyla tenía nueve años, su madre falleció al dar a luz a una niña que vino al mundo muerta. Desde entonces, al Papa polaco nunca dejó de preocuparle el destino del alma de su hermana muerta. Además de crear esta comisión, el anterior papa se anticipó a sus conclusiones, ya que el limbo no aparece en el nuevo Catecismo, publicado bajo su pontificado en 1992. Ahora, al invocar la misericordia de Dios para salvarlos, la Iglesia destierra por siempre ese extraño lugar y asegura un pedazo de paraíso a los numerosos niños no bautizados.

Yo no soy teólogo. Por eso, quiero contar una curiosidad sobre el limbo. Mejor dicho: sobre "estar uno en el limbo", estar distraído. Coloquialmete se dice: ¡espabila, que estás en el limbo!. Y tambien: "¿estás en Babia, o qué?"

¿Sabes el significado de la expresión "estar en Babia"?. Hay muchas versiones. Para todos los gustos:

1.-La más divulgada es esta tomada del escritor Gómez de la Serna, en un artículo para ABC de 1953:

«¿Que por qué se dice estar en Babia cuando se está como ausente o ajeno a lo que sucede en torno? Verás, lector, Parece que los reyes de León gustaban, como gente fina que eran, de pasar largas temporadas de verano en Babia, cuando todavía los duques de Luna no habían fijado allí su puesto de mando para expoliar al país. Babia era una región placentera, bien abastada, bien comunicada, guardada por gente pacífica e hidalga, leal al Rey y, entonces, como buenos cazaderos de osos, corzos y jabalíes. Ordoños, Ramiros, Alfonsos y Fernandos se encerraban en Babia muchas veces, huyendo de las intrigas de la Corte y de las ambiciones de nobles y prelados empeñados en instaurar la modalidad feudal. A veces, los fieles súbditos leoneses echaban de menos a su monarca, ausente, mientras los intrigantes repetían: "El rey está en Babia". Y con esto daban a entender que Su Alteza no quería saber nada de nada. Desde entonces, "estar en Babia" se dice de un estado psicológico que está entre él "dolce far niente" y el "no quiero saber nada"».

2.- De similar origen puede ser esta otra:

Cuando el rey regresaba a la Corte , después de un largo período de estancia en Babia, dedicado al descanso, a la caza y la contemplación de unos paisajes excepcionales, los nobles del reino acudían a exponerle sus problemas y proyectos. El rey, sentado en su trono, parecía estar ausente. El señor o el noble continuaba con su exposición y, viendo que el rey ni asentía ni disentía, acudía a la ayuda del secretario:

-"Parece que el rey no me escucha",- decía el noble.

-"Está en Babia",-

respondía el secretario.

Es la forma de ensalzar la belleza de unos paisajes que dejaban prendido al rey, incluso lejos de ellos.

3.- En sintonía con esta acepción está otra, relacionada con los pastores de esta zona, protagonistas del camino de la Mesta y la trashumancia medieval:

Aquellos pastores babianos, que pasaban los inviernos en Extremadura con sus rebaños, recordaban con nostalgia su Comarca. Tanto echaban de menos su tierra que sentados junto al fuego, por las noches quedaban ensimismados y su mente volaba a Babia. Así permanecían hasta que otro pastor les sacaba de sus sueños con la siguiente frase: "¡Despierta, que estás en Babia!". Y esto parece atestiguarlo el siguiente romance:

Cuando la noche se abaja
Toda en su manto guarnida
Ya se avivan en el chozo
Brasas de melancolía,
Ya está la majada quieta
Tan ordenada y cumplida
Y ya señorea la luna
Sobre la tierra enganida.
El pastor ovejerico
Es un puño en su pelliza.
Ladra el mastín en el cerro,
Runrunean las esquilas,
La noche, toda se encalma
Con las estrellas furtivas.
Ay, el mi pastor galano
Que en vez de cantar suspira
Cómo le vienen y avanzan
Visiones de lejanía,
Recuerdos de tierra luenga,
Ecos de las tierra frías,
Y un dulce clamor que hiere,
En el alma estremecida.
Ya está en el chozo la Babia
Siempre llevada y traída
Tan lejana, tan lejana,
Y en el corazón metida.
El ovejerico sueña
De la su novia caricias
Y sueña de la su madre
Carantoñas y natillas,
Sueña también la su torre

Con las cigüeñas henchidas,
Y el repicar de campanas
En la fiesta de la ermita.
Ay, dehesas de Extremadura,
Rebaños de lana fina,
Mastines que están de guardia,
Buitres de sagaz pupila
Que siempre van al acecho
De la oveja mal herida,
Y órdenes del Rabadán
Dominando la vigilia
De la noche y la majada
Que en el cerro se cobija.
Todo se aduerme careado
En su paz y en su medida
Únicamente el pastor
No duerme , que suena, herida
La rosa de los recuerdos
De la su aldea querida.
Ay, pastor, que estas en Babia
Ay, noche que mal abrigas
Los decires sin palabras,
Las añoranzas no escritas,
Del pastor que está en su chozo,
Como un puño en su pelliza,
Siempre clavado en su Babia
Tan bien llevada y traída.

4.- Actualmente, por eso de la publicidad, se extiende una versión más cercana a los hombres de hoy en día:

Y funciona como un slogan que propaga la belleza de esta comarca leonesa: "Si vienes a Babia, quedarás con la boca abierta, de lo guapina que es; te lo aseguro!!!"

Yo prefiero que exista Babia. Antes que el limbo.Y prefiero "estar en Babia, ¡en todos los sentidos!, a terminar en el limbo.

(Alfredo Escalada/06.10.2mil6)

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias y política. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s