canto mozárabe

                               Nota

    "I have a dream today…" 

 Hace muchos años que tengo un sueño. Lo compartí con nuestro amigo Amado Cancelo. Con él, y con otros muchos, dimos algunos pasos trémulos, pero palpitantes. El sueño tenía, – y tiene – tres patas. Las tres sostienen una realidad que es mi enamoramiento: Escalada.

La primera pata se puede poner en pie, entre otras cosas, gracias a Amado Cancelo. Sobre todo después de este último libro que nos ha dejado de hijuela. Hablo de la reconstrucción virtual de la Abadía de San Miguel de Escalada.  Pero,¡ay, necesitamos algunos monjes cordobeses, para ayudarnos!   

La segunda pata era, – y es – un sentimiento compartido por muchos, que sin embargo no expresábamos demasiado. Y que ahora pudiera tener acogida, – repetídamente declarada en los últimos tiempos -, por nuestro Obispo de León. A pesar de los históricos desplantes con nuestro Priorato ahora parece que por fín está de nuestro lado. Me refiero al sueño de reponer, al menos parcialmente, el culto en las iglesias de Escalada. Como le decíamos al Obispo hace catorce años desde nuestra Asociación: "al menos un domingo de cada mes, desde el San Miguel de Mayo ( día 8), hasta el San Mighuel de Septiembre (día 29)". Lo tenemos al alcance.

La tercera pata es más complicada. Y de ella quiero recoger hoy aquí algunos pensamientos, algunos recuerdos de indecisos pasos, algunas estampas divulgativas, y posibles realidades. Se trata del conocimiento,  estudio, divulgación y valoración del canto mozárabe en Escalada. Y bien podría empezar en este mismo año, con la celebración de una misa por el rito mozárabe en las jornadas del San Miguel de Mayo. Eso esperamos.

               ***

Hace más de mil años unos monjes cordobeses levantaron esta maravilla que auna, – en la más bella sinfonía del arte mozárabe español -.  el ruinoso pentagrama visigodo, las notas de piedra y marmol de formas romanas, asturianas y árabes, y el calor de la vida de los abades, priores, monjes, frailes y paisanos, a lo largo de los siglos. 

Aquí cantaron, ¡seguro!, los monjes y los auctóctonos astures que arrrimaron el hombro al abad Alfonso, de buen grado, para terminar este templo en un año.  Aquí sonaron, ¡seguro!, los cánticos monásticos de los frailes. Primero las antífonas que mandaba cantar el Doctor de las Españas, San Isidoro de Sevilla, en su "Regula Monachorum". Después cantaron según la Regla de San Benito; y más tarde, cuando la abadía fue dominada por los canónigos de San Rufo, bajo la Regla de San Agustín.  No es raro imaginar en este templo, y en el claustro de los monjes, los distintos cantos: antífonas, salmodias, graduales, tractos, responsorios y aleluyas. 

En tiempos más cercanos, cuando los Priores eran sólo "señores de una hacienda", sin vida monacal, el silencio de las piedras ruinosas se rompía a veces con las voces groseras (faltas de educación músical, digo) de las gentes del pueblo y la comarca. Y aquí cantó el pueblo a San Miguel, a la Virgen de Escalada, y a San Gonzalo, el santo de estas tierras, sin altar, pero entronado en el corazón de los paisanos. Y sonaron glorias y credos; y fervorosas salves.  Y en las praderas: himnos populares, canciones divertidas, serenatas de mozos ensayando cortejos… 

En nuestros días han sonado, esporádicamente, misas compartidas por los seminaristas con las gentes del pueblo, corales, coros de niños, grupos de  música de reminiscencias árabes, algún arrebatado cantor de místicos poetas, entusiastas grupos de canciones populares, y amigos de la música en general, como ensoñadores mozárabes…

Es fácil cerrar los ojos e imaginar aquí a los monjes cantores, a los engolados chantres, a los paisanos de voces groseras, a los niños de canciones vivas y alegres, a los poetas de amores divinos…¡y humanos!.

***

Cuenta el cronista Almakkari, que a principios del siglo XI, cuando buena parte de España aún permanecía bajo el poder musulmán, un embajador de Abd-er-Rahman V, tuvo que asistir a una ceremonia nocturna en una iglesia mozárabe de Córdoba y…

"…la vio tapizada de ramas de mirto y suntuosamente decorada, mientras el sonido de las campanas encantaba su oído y el esplendor de los cirios deslumbraba sus ojos. Se detuvo fascinado a pesar suyo, ante la vista de la majestad y del gozo sagrado que irradiaba del recinto; recordó seguidamente con admiración la entrada del oficiante y de los otros adoradores de Jesucristo, revestidos de admirables ornamentos; el aroma del vino añejo que los ministros vertían en el cáliz, donde el sacerdote mojaba sus labios puros; el modesto atuendo y la belleza de los niños y adolescentes que ayudaban al lado del altar; el solemne recitado de salmos y de sagradas plegarias, todos los ritos, en fin, de esa ceremonia; la devoción y a la vez el gozo solemnes con que se celebraba y el fervor del pueblo cristiano…"

 

rito: Costumbre o ceremonia que siempre se repite de la misma manera.
Conjunto de reglas establecidas para el culto y ceremonias religiosas.

      liturgia:

Conjunto de reglas para celebrar los actos religiosos, especialmente las establecidas por la religión católica.

 

     mozárabe: Se dice de los cristianos que conservaron su religión en los territorios que estaban bajo la dominación musulmana en la península Ibérica.

tiento:

Música: Ensayo que hace el músico antes de tocar un instrumento para ver si está bien afinado.

antífona:

Breve pasaje que se canta o reza antes y después de los salmos y de los cánticos en las horas canónicas: las antífonas suelen estar tomadas de la Sagrada Escritura.

 

 

 ***

El denominado canto mozárabe tiene una gran diferenciación de contenido musical, por referirse a variedades de misas, oficios, administración de Sacramentos, funciones solemnes de Semana Santa, de las de Pascua y funerales, etc.

La notación mozárabe es neumática (juega con el aire y la espiritualidad), basada en la combinación de acentos agudos y graves, al igual que la gregoriana; si bien se diferencia de esta no sólo por sus particularidades caligráficas, sino por la abundancia de formas utilizadas para expresar las diferentes formas de sonidos.

La escritura en los diversos manuscritos es horizontal como en los toledanos, o bien vertical como en el resto, siendo el Antifonario de León , el más preciado muestrario por su elegancia, claridad y composición de figuras.

Las notas simples se representan por puntos o por virgas, que según sus diferentes formas e inclinación, proporcionan los elementos del resto de las figuras, ofreciendo auténtica complicación al poderse reemplazar las virgas por puntos redondos semicirculares y ondulados, así como que su lectura se realice de derecha a izquierda o de arriba a abajo, pudiéndose doblar los valores de las notas mediante repeticiones, fusiones, etc.

Otra singularidad del canto reside en el ritmo, que agrava la dificultad de interpretación, puesto que las figuras no parecen tener relación con la altura más o menos absoluta o relativa de los sonidos por ellas expresados. Todo ello, independientemente de la fidelidad de los copistas al reproducir en los actuales códices existentes las primitivas transcripciones que proceden básicamente de San Eugenio y de otros prelados toledanos.

Existen los conocido cantorales ( Ordinario de Misas, Libro de Laudas, Oficios de difuntos, Vísperas de Santos, Offerentium, etc.), en cuyos cantos se reproducen con autenticidad antífonas mozárabes… 

Y aquí va mi homenaje musical al Monasterio de San Miguel de Escalada:

Empiezo por un tiento en tono V, como si fuera un ensayo para el finado:http://usuarios.lycos.es/antcapillahispana/archivos/mp3/ach_Tiento_V_Tono.MP3

 

A continuación, voy a poner dos ejemplos de antífonas, típicamente litúrgicas:
 
Pero los cantos mozárabes se salían de la iglesia y del convento. Así, en primer lugar, sin mucho atrevemiento en el desvío, para cantar un villancico: "Pastor, quien madre virgen á mirado":   http://usuarios.lycos.es/antcapillahispana/archivos/mp3/ach_pastor.MP3
Y luego, para ir mucho más lejos, en una canción profana, que bien pudiera ser una queja de amor:
Como también una queja amorosa de Medinaceli, que bien pudo traer Fray Antonio de Guevara, confesor del Rey Felipe II: http://www.isftic.mepsyd.es/w3/eos/MaterialesEducativos/mem2001/musica/La%20musica%20antigua%20espa%F1ola/pma.mp3
 

  *****

Me imagino este hermoso Monasterio mozárabe, mil años ha. Y mil años más me gustaría imaginarlo.

 Bombilla

 

Lo que ofrezco a continuación es como una clase, visual y sonora, sobre el Canto Mozárabe.

 
Aviso: Es "un poco" largo…(lo que la mitad de un partido de futbol, más o menos) 
 
 

 

                            http://video.google.com/googleplayer.swf?docId=3628806995345668188&hl=es

         ^  Si falla el comienzo del vídeo, pica en la burbuja que señala su avance…                

Canto Mozárabe.
Reportaje sobre el Rito Hispano-Mozárabe.

(FUENTE: la ermita, magnífica página sobre el rito mozárabe)

Bombilla

Sencillamente: ¡BRAVO!

Bombilla

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Música. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s